Los Casquijales Situada en pleno campo de Alhama de Murcia, fue construida originariamente en 1930 como casa de labranza. En el año 2003 sufrio un restauración completa, respetando su tipología y conservando sus materiales originales, para convertirla así en un alojamiento rural de primera categoría, con todas las comodidades necesaria para un descanso gratificanda y renovador entre aromas de azahar.

Las casa consta de dos plantas principales, un porche y una gran piscina rodeada por un huerto tipicamente murciano, con limoneros, naranjos, frutales y un pintoresco jardín.

La distribución de la casa es la siguiente:

Galeria de Imágenes

Exterior                       Interior